No hay mejor termómetro para determinar el interés de viaje que las búsquedas que los potenciales viajeros hacen en Google de los términos con mayor volumen, como “hoteles” y “vuelos”. Por eso los datos que vemos a 18 de Abril de 2021 en España no nos llevan en absoluto al optimismo, ni por su valor ni por su tendencia.

Cómo vemos en este gráfico, en los últimos 90 días el día con mayor búsquedas fue el 14 de Marzo de 2021, que conceptuamos cómo 100. Y el valor del 18 de abril es 75, lo que significa una bajada de 25 puntos. Eso es aún más grave ya que si analizamos los últimos tres años, en la semana del 18 de abril de 2019 el valor sería de 69, en la misma de 2020, de 16; y en la de 2021, de 26.

vuelos 90 dias

Con respecto a la búsqueda de hoteles, los resultados son aún peores. También el 14 de marzo de 2021 marcó un punto más alto de búsquedas, mientras que el 18 de abril la cifra ha bajado a 52, es decir, 48 puntos. Si hacemos la comparativa entre la semana del 18 de abril de 2019 y la de 2021, pasa de 46 a 17, es decir, 29 puntosEn conclusión, estamos muy lejos de los datos de 2019, aunque algo mejor que en 2020, donde se alcanzaron los peores datos desde 2004. Pero no hay una tendencia sostenible al alza de las consultas que presagie que tras la fase de búsqueda del viaje, se pase a la de compra.

hoteles 90 dias

Si analizamos las consultas relacionadas con las principales empresas turísticas, las conclusiones son las mismas:

marcas turisticas

Remedando la frase de James Carville de 1992 “The economy, stupid”, podemos decir, La Vacunación, estúpido. En definitiva, hasta que no avance decididamente el proceso de vacunación, tanto en los mercados emisores como en los mercados de destino, alcanzando los niveles de 70 por ciento al menos como suma de vacunados, inmunizados por haber pasado el COVID19 y niños, no se producirá la recuperación del sector turístico, que recordemos que en España suponía más del 12 por ciento del PIB.

Resulta especialmente desesperante ver la inoperancia de las Administraciones competentes, que no entienden la importancia de convertir inmediatamente a las Islas Canarias y las Islas Baleares en “burbujas” a las que puedan acceder únicamente viajeros procedentes de destinos que hayan alcanzado el nivel de inmunización (cómo Reino Unido en unos meses) creando corredores seguros; o bien viajeros que acrediten debidamente en origen su vacunación o bien presenten pruebas satisfactorias PCR, de antígenos o serológicas. En fin, nihil novo sub sole.